Ni somos piratas ni realizamos descargas ilegales

Una vez más otro gobierno – esta vez el Japonés – vuelve invadir la privacidad de sus ciudadanos para luchar contra las descargas ilegales en Internet. El sistema a utilizar por este gobierno se basa en espiar las conexiones de los cibernautas y comparar los datos que se están subiendo con las huellas digitales de estos archivos. Si el sistema encontrase indicio de coincidencia, se bloquearía automáticamente el contenido que estaría siendo descargado y el infractor – espiado – será avisado. Si el infractor reincide puede encontrarse con una condena de hasta 2 años de cárcel.

Protesta a la japonesa

Más de 50 hombres y mujeres con máscaras se han puesto a recoger la basura del parque Miyashita de Tokio como forma de protesta ante la medida puesta en marcha por su gobierno. Más concretamente es una oposición a que para perseguir las descargas ilegales el gobierno vulnere la privacidad en internet se sus ciudadanos.

Descargas ilegales

El principio de Internet es la «libertad de expresión». Para lo bueno y para lo malo. La conciencia de cada persona limitará sus actuaciones frente a este medio lo mismo que lo puede hacer cuando va andando por la calle de su ciudad. Evidentemente una cosa hacer uso de sus posibilidades y sacarles partido y otra muy diferente lucrarse a costa de los demás.

Realizar una descarga en Internet y usar herramientas de descarga es inherente a este medio. Forma parte de su filosofía. Y cualquier medida en su contra será inútil como es inútil «poner vallas al monte». Todas las descargas han de ser consideradas copias y realizar una copia no se puede considerar ilegal. El uso que se dé a esa copia es lo que determinará si su uso es legal o ilegal. Luego no existen descargas ilegales. Existen usos ilegales.

Y en base a este principio los estados no tienen derecho a vigilar ni espiar que hacemos o dejamos de hacer los ciudadanos en Internet.

Creador de contenidos vs internet

El creador – artista, escritor, investigador, … – ha de asumir que su obra va a ser descargada y copiada digitalmente en el momento que la dé a luz.  Que circularán cientos, miles, millones de copias de su creación y que hoy en día es a lo que se va a enfrentar. Si quiere lucrarse de su obra o da un valor añadido al usuario – un concierto, master class, … – o le pide al consumidor de su obra que le ayude a mantener su creatividad mediante un donativo. Si la obra es buena seguro que el consumidor le recompensará.

Esta entrada fue publicada en Actualidad, Comunicación 2.0, Web y etiquetada , , , , , , , , por José Diez. Guarda enlace permanente.

Acerca de José Diez

Cuento con más de 20 años de experiencia profesional. Actualmente soy Director General de Avante Services, empresa que fundé en 2002. Avante Services es una empresa líder en servicios de TI y Social Media con clientes en más de 10 industrias. Antes crear Avante Services fui director de Innovación y Tecnología en el Grupo Prisa y trabajé para Hewlett-Packard durante más de 10 años siendo mi último puesto el de Director mundial de la "HP Innovation Network". Durante varios años he compaginado mi actividad profesional con la docencia como Profesor del Instituto de empresa - IE Business School -, las publicaciones de artículos en diferentes medios y ponencias. Actualmente escribo regularmente en el Blog de Avante Services. Mi educación superior se desarrolló en Estados Unidos donde adquirí un "Master of Science in Computer Science" en la Universidad Depaul de Chicago, un "Bachelor of Science in Computer Science" en la universidad de Saint Louis y el dominio del Inglés

Un pensamiento en “Ni somos piratas ni realizamos descargas ilegales

  1. Llevas mucha razón yo descargo la musica y pelis pero no las uso para ganar dinero

Los comentarios están cerrados.